Archive for agosto, 2012

Nueva edición del concurso Blogueros Cocineros del Canal Cocina

Bloguero Cocinero

El canal temático de cocina Canal Cocina organiza la nueva edición del Concurso Blogueros Cocineros. Un concurso con el que se quiere dar valor a todos aquellos bloguers que día a día nutren la blogosfera con nuevas y originales recetas.

El procedimiento para presentarse al concurso es sencillo. Sólo debes rellenar el formulario en el microsite dedicado al Concurso Blogueros Cocineros y ya estás inscrito.

Los premios de este concurso son:

  • Mejor Bloguero de oro
  • Mejor bloguero de plata
  • mejor Bloguero de bronce
  • Mejor Bloguero Categoría Diseño
  • Mejor Bloguero Categoría Vídeo Blog
  • Mejor Bloguera del Año

Este año, además, cuenta con  la colaboración de Enfemenino.com que elegirá la bloguera del año ofreciéndole llevar un blog en enfemenino.com y realizar 10 videorecetas.

Sin duda un gran premio para reconocer a los grandes maestros “anónimos”.

Revuelto verde con ajetes, espárragos trigueros y puerro. Receta

Revuelto de ajos tiernos, espárragos y puerro. Receta

Hoy os traemos una variación del habitual revuelto de gambas con ajetes tiernos. Cuando fuimos a prepararlo descubrímos que no quedaban gambas así que hicimos este Revuelto verde con ajos tiernos, espárragos trigueros y puerro.  Un resultado excepcional que perfectamente puede haceros salir del paso en cualquier situación ya que es muy sencillo de hacer y su tiempo de preparación es mínimo.

Ingredientes

  • 1 Puerro
  • Un ramillete de ajos tiernos
  • Un ramillete de espárragos trigueros
  • 4 huevos
  • Aceite
  • Sal

Cómo hacer Revuelto verde con ajetes, espárragos trigueros y puerro

En primer lugar tenemos que eliminar la parte que no se aprovecha de los ajetes y cortarlos en juliana. Haremos lo mismo con los espárragos trigueros y, en este caso, cada espárrago lo cortaremos en 4 ó 5 partes. Obviamente si os gustan los trozos más pequeños, cortadlos a vuestro gusto. Y hacemos lo mismo con el puerro, eliminamos lo sobrante y en juliana también. Para un buen corte te recomendamos que utilices un cuchillo cerámico.

Una vez está todo cortado empezamos a cocinar. En una sartén pondremos un poco de aceite de oliva donde pondremos, en primer lugar, cuando el aceite esté caliente, los trozos de espárragos ya que será lo que más tarde en cocinarse. Una vez estén salteados los espárragos añadimos los ajetes y el puerro. Damos vueltas hasta que veamos que se ha cocinado. Pero mucha precaución ya que se quema con facilidad.

Mientras se acaban de hacer los ajetes, espárragos y el puerro, batimos los 4 huevos y les echamos un poco de sal.

Añadimos los huevos a la sartén sin dejar de remover para que se haga el revuelto. Si dejamos que el huevo se cocine demasiado se quedará seco, así que vale más que se quede un poco más crudo y jugoso.

Ventajas de utilizar la silicona en la cocina

Moldes y utensilios de silicona

Desde no hace mucho que la Silicona ha desembarcado en el mundo de la cocina y la repostería, y con ella una múltiple variedad de moldes de silicona, mangas pasteleras, manoplas de silicona, utensilios de cocina y un largo etcétera.

Todo ello está suponiendo un cambio en la cocina tradicional y un éxito en la proliferación de estos productos haciendo que cada vez puedas comprar utensilios de cocina de silicona en más tiendas

Este éxito viene dado por las múltiples virtudes de este elemento cuyo origen es derivado del petróleo, pero que se antoja un recurso ilimitado.

La lista de ventajas es la que se detalla a continuación:

  • No retiene olores ni sabores.
  • Resiste temperaturas extremas, tanto frio como calor.
  • Reparten la temperatura uniformemente.
  • Utilizable en el horno, microondas y congelador.
  • Gran flexibilidad para el desmolde.
  • Pliegue fácil, lo que nos hará ahorrarnos espacio en nuestras despensas.
  • Inalterables.
  • Los utensilios realizados con este material son muy livianos.
  • Excelente anti adherencia para garantizar un fácil desmolde.
  • Se pueden lavar a mano o en lavavajillas.
  • La silicona es un material reutilizable, por lo que son completamente ecológicos.
  • Higiénico y limpio, repele la suciedad.
  • Diseño original: múltiples formatos en diferentes colores.

Con toda esta lista de ventajas se nos antoja que el futuro de estos productos es muy halagüeño.

Pizza al estilo mexicano. Receta

Receta de Pizza al estilo mexicano

Si te gustan las fajitas o los nachos seguramente te gustará también esta pizza al estilo mexicano. Eso si, debes tener el cuerpo acostumbrado al picante porque tiene un punto “hot” como diríanlos mexicanos. Cierto es también que como el picante lo añades tú, podrás elegir el nivel que se adapte a tu gusto o al de los comensales.

Ingredientes

  • 1 Base para pizza fresca (en otra receta os enseñaremos cómo hacer masa para pizza).
  • Tomate triturado
  • Queso Mozzarella (al gusto)
  • 240g de carne picada de cerdo y ternera mexclada
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla
  • 1/2 o 1 guindilla fresca
  • Salsa para fajitas Old el Paso
  • Aceite
  • Sal
  • Orégano al gusto

Cómo hacer pizza al estilo mexicano

En primer lugar ponemos a precalentar el horno a 270º. Mezclaremos el tomate triturado con un poco de orégano (al gusto) y reservamos para que macere.

En una sartén pondremos a sofreir la cebolla troceada, el pimiento y la media o la guindilla entera bien picadita. Todo esto a fuego no muy fuerte hasta que la cebolla claree, en ese momento añadiremos la carne y cuando esté cocinado echaremos la Salsa para fajitas Old el Paso. Lo probaremos y en caso que queramos que esté más picante, debemos añadir más guindilla picada y remover bien. Añadimos sal al gusto.

Cogemos ahora la base de pizza fresca y la extendemos con el papel mismo que acompaña y la pinchamos con un tenedor para que no se hinche. Ahora vamos a daros un consejo para que no se quede cruda la masa por el centro. Es tan sencillo como meter la base pizza unos minutos en el horno caliente para que se cocine un poco. Lo ideal es meterla al horno con la rejilla para  que por debajo se cocine mejor. Una vez los bordes hayan cogido un poco de color le damos a la masa para que se cocine por el otro lado.

Una vez la masa está precocinada, extendemos sobre la base el tomate macerado con el orégano. Añadimos mozarella al gusto por toda la pizza y encima la salsa mexicana que hemos realizado finalizamos con otro poco de mozarella por encima y al horno. Como todos los alimentos que hemos puesto están cocinados y la base también, únicamente esperaremos a que la mozarella se dore un poco y ya está.

 

Gazpachos manchegos con bacalao. Receta

Receta de Gazpachos Manchegos con bacalao

Toca el turno a una receta tradicional y bastante conocida por muchos aunque también con muchas variantes. Habitualmente los Gazpachos Manchegos se hacen con conejo o liebre, pero también se puede hacer con pescado. Así pues hoy prepararemos los Gazpachos Manchegos con bacalao. Una receta rica que seguro repetirás.

Ingredientes

  • Una ñora
  • 3 Dientes de ajo
  • Un pimiento rojo
  • 300 gramos de champiñones
  • 2 Tomates
  • 100 gramos de de bacalo salado
  • 3 patatas medianas
  • 1 Cebolla
  • 1 bolsa de Tortas Cenceñas para Gazpachos Manchegos
  • Un poco de aceite
  • Aceite de oliva
  • 2 Litros de agua
  • Sal
  • Pimienta molida
  • Un poco de perejil

 

Cómo hacer Gazpachos manchegos con bacalao

Ponemos un chorrito de aceite en una cazuela de un tamaño considerable. Y ponemos los ajos pelados enteros (aquí tienes un aparatito para pelar ajos) y la ñora. Lo sofreímos todo con mucha precaución de que no se queme la ñora ya que amargaría la comida. Una vez los ajos están doraditos y la ñora frita, lo ponemos todo en el vaso de la batidora junto con el perejil.

Añadimos a la cazuela la cebolla, esperamos un minuto a que se sofría un poco y añadimos el pimiento rojo troceado al gusto. Damos un par de vueltas y ponemos ahora los champiñones cortados en cuartos. Tapamos y dejamos que se vaya cocinando.

Echamos un poco de agua en el vaso de la batidora donde tenemos los ajos y la ñora sofrita junto con el perejil. Lo trituramos todo bien y reservamos.

Agregamos a la cazuela el bacalao salado, que hemos lavado previamente, troceado y los tomates rallados. Removemos un poco y añadimos lo que hemos triturado previamente en la batidora junto con pimienta molida al gusto para darle un toque picante. Y después añadimos los 2 litros de agua y un poco de colorante alimentario.

Cuando hierva tenemos que agregar las patatas cortadas como nos guste. En este momento probamos de sal ya que tenemos que tener en cuenta que el bacalao es salado para no pasarnos con la sal. Cuando estén las patatas cocinadas solo queda añadir los gazpachos manchegos. Dejar cocer durante 10 minutos y listo.

Cómo separar la yema de huevo de la clara. Truco

A través de Menéame he visto en portada un video que proviene del blog Goefry en la Luna en el que nos muestra cómo separar la yema de la clara del huevo utilizando únicamente una botella de plástico vacía. Lo cierto es que es muy interesante y curioso, pero aún más sencillo.

Únicamente debemos cascar el huevo y ponerlo en un plato. Apretar la botella de plástico por sus laterales y acercar la boca de la botella donde se encuentre la clara. Dejamos de hacer presión y automáticamente la yema entrará dentro de la botella que podremos dejarla en otro plato.

Una idea muy curiosa que la verdad nos ha sorprendido. ¿Tienes algún truco de esos que quieras compartir? ¡Cuéntanoslo!

Grupo en Facebook para compartir recetas de cocina

Recientemente hemos creado un grupo que se llama “Yo cocino, tu cocinas…” en el que queremos que sirva como núcleo de participación en todo el tema de recetas de cocina. Se trata de un grupo abierto por lo que no necesitas que nadie te agregue.

Entra y comparte todas las recetas de cocina que se te ocurra, lanza preguntas y consejos para que los conozca todo el mundo. Comparte todo lo que sepas, de eso se trata en internet.

¿Nos ayudas a crecer? Invita a tus contactos que sepas que son amantes de cocinar y de degustar. Recuerda: “Yo cocino, tu cocinas…

Cupcakes de chocolate. Receta

Cupcake de chocolate. Receta

Por todos es sabido que cada día son más famosos y conocidos los cupcakes. Por ello, hemos querido dar una vuelta de tuerca al tradicional cupcake haciéndolo con chocolate. El tema del frostring del cupcake lo abordaremos en otro artículo. Prepárate a disfrutar de unos exquisitos cupcakes muy sencillos de hacer y con un resultado muy bueno.

Ingredientes

  • 3 huevos
  • 300 gramos de harina de maiz
  • 250 gramos de azúcar blanquilla
  • 50 gramos de cacao en polvo
  • 1 sobre de levadura en polvo
  • 1 vaso de aceite
  • 1/2 vaso de leche

Cómo hacer cupcakes de chocolate

En primer lugar debemos encender el horno a precalentar a 200º. Así cuando metamos los cupcakes estará caliente y mejorará los tiempos de cocción.

Separamos las claras de las yemas y éstas últimas las reservamos aparte. Montamos las tres claras a punto de nieve con una batidora, o si lo prefieres de la forma tradicional: varilla en mano. Una vez las claras estén a punto de nieve, añadimos las yemas y batimos poco a poco hasta que se encuentren totalmente integradas. En este punto, recomiendo cambiar la varilla por una espátula de silicona puesto que la masa irá tomando consistencia y mezclaremos mejor.Cuando hayamos conseguido esto añadimos el azúcar poco a poco y repetimos el proceso.

Añadimos el aceite de oliva y la leche. Seguimos removiendo y es el turno de la harina y la levadura. Añadimos y removemos. Por último, añadimos el chocolate en polvo, removemos y ¡ya tenemos la masa hecha!

Separamos los moldes. En este caso utilizamos los moldes de papel, pero perfectamente podemos utilizar moldes de silicona que, como sabéis, son reutilizables. Rellenamos los moldes hasta la mitad. Recordad que NO estamos haciendo madalenas. Por encima del Cupcake va un frosting que ya explicaremos como se hace en otro post. Metemos al horno a 200º unos 15 minutos. ¡Y listo!

5 consejos para que no se pegue la comida en la sartén

Sartén antiadherente cerámico

Desde hace unos años aquí casi todas las sartenes que podemos encontrar a la venta son sartenes antiadherentes. Pero aunque posean esta característica de antiadherente, es necesario tener una serie de precauciones para no eliminar la capa que evita que la comida se pegue.

Por eso, hemos decidido lanzar este artículo con 5 consejos para que no se pegue la comida en la sartén. Siguiendo estos sencillos consejos, conseguiremos que la sartén dure mucho más tiempo sin necesidad de comprar una sartén nueva.

  1. Antes de utilizar, lavar, aclarar y secar completamente la sartén: Aunque parezca obvio, no está de más limpiar la sartén, aunque sea con un trapo húmedo. Esto ayudará también a que no aparezcan sustancias extrañas en la comida de otras ocasiones.
  2. Una vez seca, impregnar con aceite la superficie interior. A la hora de cocinar es recomendable utilizar siempre acéite. Ésto evitará que se pegue la comida. En caso que queramos cocinar algo sin aceite, se podría pasar un trozo de papel absorbente mojado en aceite para crear una fina capa que ayudará a que no se pegue la comida.
  3. No dejar nunca la sartén vacía sobre la fuente de calor. Lo que suele ocurrir antes de cocinar es que encendemos el fuego (o la vitrocerámica) y dejamos la sartén sin nada dentro de ella. Esto afecta directamente a la capa antiadherente. Lo mismo ocurre si, una vez hemos acabado de cocinar, dejamos la sartén en la fuente de calor. Una vez se termina de cocinar hay que quitar la sartén de la fuente de calor.
  4. No utilizar utensilios de metal, estropajos o limpiadores abrasivos. Evitar, en la medida de lo posible, el  contacto con el metal: tenedor, estropajo metálico… todo esto va deteriorando la sartén.
  5. Se recomienda el uso de accesorios de madera, silicona y nylon. Para cocinar, lo más recomendable, son los utensilios de madera, silicona o nylon. Evitará esto que se afecte la capa antiadherente.

¿Tienes algún consejo mas? Déjanos un comentario

Patatas al microondas con pimiento verde frito. Receta

Patatas al microondas con pimiento verde frito

Seguramente en nuestras casas nunca faltan ni patatas ni pimientos. Pues hoy vamos a hacer una combinación de ambos pero con distintos procedimientos de cocción. Por un lado las patatas las haremos al microondas y por otro los pimientos verdes fritos. Un aperitivo barato y muy sabroso a la vez.

Ingredientes para 4 personas

  • 4 patatas medianas
  • 2 pimientos verdes
  • Flor de sal
  • Aceite de oliva

Cómo hacer patatas al microondas con pimiento verde frito

En primer lugar vamos a preparar las patatas al microondas. Cogemos las patatas y las lavamos bien. No vamos a tener que pelarlas. Una vez lavadas las liaremos con papel film transparente asegurándonos bien que por ningún lugar queda la patata al descubierto. Esto es porque la patata se cocinará con su propio vapor, por lo que tenemos que evitar que hayan pérdidas. Metemos las patatas al microondas durante 7 u 8 minutos.

Mientras se cocinan las patatas echamos aceite de oliva en una sartén y cuando el aceite esté caliente ponemos los pimientos, bien limpios y secos para evitar salpicaduras, enteros y los freímos. Personalmente me gusta que el pimiento se quede un poco durito pero eso ya va a gustos. Una vez estén fritos los retiramos en un plato con papel absorbente para eliminar el aceite.

Sacamos las patatas del microondas con cuidado de no quemarnos y con ayuda de un tenedor y un cuchillo quitamos el papel film. Mucha precaución porque el vapor que sale de las patatas quema mucho. Las pelamos y las cortamos como queramos. Yo las corto en gajos. Ya depende del tamaño de las patatas.

Colocamos los trozos de patata en un plato o una cazuelita y le echamos un chorro de aceite de oliva virgen. Cortamos el pimiento como queramos y lo ponemos por encima de las patatas. Un poco de flor de sal al gusto y listo un rico aperitivo y muy económico.

La receta original de las patatas es de Directoalpaladar, pero hemos hecho una variación para aprovechar unos pimientos que teníamos en la nevera.

Designed by Free Wordpress Themes and Sponsored by Curry and Spice